Tuesday - Dec 18, 2018

Senado de Puerto Rico entrega la investigación por fraude de bonos al FBI


puertorico_latinbriefs

La mayor parte de la deuda de bonos de Puerto Rico tuvo calificaciones de crédito fraudulentas

por Noticias del Caribe Nuevo

SAN JUAN, Puerto Rico – Una comisión especial en busca de las acusaciones de fraude por parte de los problemas financieros de las Autoridades de Energía Eléctrica Puerto Rico (AEE) ha entregado sus conclusiones a las autoridades federales para una mayor investigación, dijo el líder de la mayoría del Senado de la isla el lunes, según informó la Prensa asociada.

Funcionarios de la oficina del fiscal de Estados Unidos y el FBI pasaron dos días la semana pasada recogiendo material para la comisión especial del Senado en su investigación sobre la compañía de electricidad, dijo el senador Aníbal José Torres.

Anteriormente, la Comisión había presentado sus conclusiones al Departamento de Justicia de la isla.

La comisión investigadora especial del Senado ha estado investigando las acusaciones de que la utilidad cobró a clientes cientos de millones de dólares, mientras que amasan miles de millones en deuda en los últimos años. Funcionarios de servicios públicos que presidieron  ante la comisión han negado haber actuado mal.

La comisión, que ha entrado en la etapa final de obtención de pruebas de su investigación, ha encontrado “información suficiente para hacer referencia a otras ramas del gobierno local y federal”, dijo Torres en un comunicado.

El 24 de junio de 2015, la Pequeña y Mediana Empresa y Comercio, Comisión de Industria y Telecomunicaciones de la casa de representantes de Puerto Rico, emitieron una de 23 páginas de informe legislativo que expondrá cómo los funcionarios del gobierno en Puerto Rico conspiraron con firmas de Wall Street para cometer $ 11 mil millones de dólares en el fraude financiero.

Según el informe, la AEE paga a los poseedores de bonos anteriores con el capital recibido de nuevos inversores, que es el sello clásico de un esquema de Ponzi.

“Es de destacar el hecho de que tomaron el mencionado lugar en la faz de las casas de crédito, los cuales, sabiendo esto, y por lo tanto la insolvencia técnica de PRPA, permitieron que esta empresa pública, y por lo tanto la gente de Puerto Rico, continúen fusionando la deuda,” según dicho informe.

La Comisión recomendó el año pasado que el informe se remitirá al Departamento de Justicia de Estados Unidos y la Comisión de Intercambio de Valores (SEC) para la acción correspondiente, sin embargo, el anuncio del lunes es la primera indicación de que el FBI y la oficina del fiscal de Estados Unidos han tomado un interés en las alegaciones.

El mes pasado, un juez de distrito que supervisa una demanda colectiva en contra de la AEE y el más grande proveedor de combustible del mundo para perpetuar un fraude de gasolina  han aceptado las alegaciones de que los acusados ​​violaron la Ley de Testaferro y Organizaciones corruptas (RICO) y denegó los pedidos para desestimar la demanda, permitiendo reclamaciones de RICO para continuar contra la AEE, Shell Oil, Petrobras, Alchem ​​y varios otros laboratorios y proveedores de aceite de combustible.

En la queja original RICO, presentada el 24 de febrero de 2015, en la Corte de Distrito para el Distrito de Puerto Rico, residentes de Puerto Rico y las empresas acusadas AEE y 20 acusados ​​de perpetuar un fraude de gasolina, lo que resulto  en que a los usuarios de la electricidad en Puerto Rico se les cobrara más de $ 1 mil millones de dólares por la electricidad desde 2002.

La demanda afirma que los acusados ​​recibieron sobornos y pagos por ponerse de acuerdo para subir los precios de gasolina  que se han pasado directamente a los usuarios de la electricidad, por aceptar el uso de gasolina no conforme y falsificación de pruebas de laboratorio.

Esto es, sin embargo, una demanda civil y se han planteado cuestiones en cuanto al aparente fracaso de la oficina local del FBI y la fiscalía federal en Puerto Rico para perseguir ninguna investigación sobre estas acusaciones.

Grupo insta a la eliminación de la provisión de “extranjero” de las leyes reguladoras

El lunes, 16 de mayo el congresista Joaquín Castro (TX-20), segundo vicepresidente del Comité Hispano del Congreso (CHC), dirigió una carta al Comité de Asignaciones de la Cámara, instándolos a golpear una disposición del proyecto de ley FY2017 de la Rama legislativa de Asignaciones que requeriría la Biblioteca del Congreso para usar los términos “extranjeros” y “extranjeros ilegales” en sus epígrafes.

En marzo, la Biblioteca del Congreso decidió sustituir el término “extranjeros” en sus encabezamientos de materia con “no ciudadanos”, y para reemplazar el término “extranjero ilegal” con “no ciudadanos” y “la inmigración no autorizada.” El Tri-Caucus – formó parte del Comité Hispano del Congreso (CHC), el Congreso de Asia Pacífico de América del Caucus (CAPAC), y el Caucus Negro del Congreso (CBC) – también firmado la carta.