Tuesday - Oct 23, 2018

Nicaragua: la represión estatal ha alcanzado niveles deplorables


nicaraguapression_latinbriefs

de nformes de Amnistía Internacional

9 de julio de 2018 – Las acciones represivas del gobierno nicaragüense han alcanzado niveles deplorables, ha declarado Amnistía Internacional hoy, después de uno de los fines de semana más sangrientos desde que comenzó la represión de las protestas hace casi tres meses.

“Los grupos progubernamentales fuertemente armados siguen libres, acompañados por las fuerzas policiales, que cometen ataques conjuntos contra la población civil”, dijo Erika Guevara-Rosas, directora de América para Amnistía Internacional.

“El mensaje enviado por las autoridades nicaragüenses de más alto rango es que están dispuestos a hacer cualquier cosa para silenciar las voces de los que se manifiestan contra esta represión violenta. Esta situación es extremadamente grave y merece una fuerte condena de la comunidad internacional”.

Al menos 17 personas fueron asesinadas en Matagalpa, Jinotepe y Diriamba durante el fin de semana, la mayoría de ellas por la policía y grupos armados progubernamentales. Además, se informó de la detención arbitraria de docenas de personas.

Hoy, los obispos de la Iglesia Católica, incluido Monseñor Silvio Báez, que ha jugado un papel central en el proceso de diálogo nacional, fueron atacados por grupos armados progubernamentales en la Basílica de San Sebastián en Diriamba. Varios periodistas también denunciaron asaltos y robos y destrucción de sus equipos en el mismo lugar.

“El ataque directo a figuras que denuncian públicamente los ataques de agentes del gobierno del presidente Ortega es sin duda una forma de represalia y un intento de silenciar esas voces disidentes”, dijo Erika Guevara-Rosas.

“Las graves violaciones de derechos humanos cometidas o permitidas por las autoridades están convirtiendo al país en una olla a presión a punto de explotar”. La trágica historia de Nicaragua no debe repetirse”.

Nicaragua: Disparar para matar: estrategia de Nicaragua para reprimir la protesta

En respuesta a las protestas sociales desde el 18 de abril, el gobierno nicaragüense adoptó una estrategia de represión violenta no vista en el país durante años.
Más de 300 personas han sido asesinadas por el estado y miles han resultado heridas, y esto continúa ocurriendo en el país hoy en día.

Nicaragua: la negación vergonzosa por parte del gobierno de violaciones a los derechos humanos es parte de su estrategia de represión

En respuesta al rechazo directo por parte del gobierno Daniel Ortega al informe de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos sobre graves violaciones de derechos humanos cometidas en el contexto de las recientes protestas en Nicaragua, Erika Guevara-Rosas, directora de América de Amnistía Internacional, dijo:
“Es vergonzoso que el gobierno del presidente Ortega niegue lo innegable. Existe una gran cantidad de evidencia, que incluye miles de testimonios, para demostrar que el estado nicaragüense ha cometido terribles violaciones de derechos humanos y continúa haciéndolo a diario. Esto tiene que detenerse antes de que se pierdan más vidas “.