Monday - Dec 17, 2018

Dos autobuses llenos de migrantes reportados desaparecidos; Cobertura CDMX a plena capacidad


migrants-truck_Frontpg

Funcionarios de derechos humanos reclaman alrededor de 100 desaparecidos después de que fueron secuestrados y entregados a delincuentes

por México News Daily

Dos autobuses cargados de centroamericanos que viajaban como parte de la primera caravana de migrantes fueron secuestrados y entregados a una organización criminal, afirma un funcionario de derechos humanos.

La Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH, por sus siglas en inglés) dijo hoy que faltan alrededor de 80 migrantes.

El defensor de los derechos humanos de Oaxaca, Arturo Peimbert, dijo ayer que tanto él como la oficina de México de la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) habían recibido informes de que alrededor de 100 migrantes desaparecieron mientras viajaban por el estado de Puebla el sábado.

Peimbert dijo al sitio web de noticias Huffington Post que los conductores de autobuses secuestraron a los inmigrantes y los entregaron a presuntos delincuentes que presumiblemente pertenecen al cartel de la droga Zetas.

Dijo que ni las autoridades estatales ni federales han respondido a los informes del incidente.

Los grupos criminales han aprovechado durante mucho tiempo a los centroamericanos que transitan por México, obligando a los hombres a trabajar para ellos y empujando a las mujeres a la prostitución. Los que se niegan a cooperar corren el riesgo de ser asesinados.

Edgar Corzo, un académico de derechos humanos que se desempeña como observador de caravanas de la CNDH, dijo en una conferencia de prensa esta mañana que la comisión está “tomando los pasos correspondientes” para buscar a los migrantes desaparecidos.

Contradiciendo el reclamo anterior de Peimbert, Corzo dijo que los migrantes habían desaparecido en Isla, Veracruz, y que la CNDH está “buscando información y cuestionando a la gente” en ese municipio para tratar de establecer exactamente lo que sucedió.

Añadió que la CNDH había advertido a los migrantes y a las autoridades que la ruta que tomaron los migrantes a través de Veracruz “es un tramo bastante complicado en términos de seguridad” debido a los “riesgos del crimen organizado”.

Mientras los dos autobuses llenos de migrantes siguen desaparecidos, miles de sus antiguos compañeros de viaje están acampando en un estadio deportivo en el distrito de Itzacalco, en la Ciudad de México.

El jefe del condado, Armando Quintero, dijo hoy que 7,020 migrantes han llegado al refugio improvisado que ahora está en “el límite de su capacidad”.

Explicó que las autoridades solo esperaban alrededor de 4,000 personas, y agregó que les preocupa cómo van a enfrentar la llegada de más inmigrantes que aún viajan por el sur de México.

“No tenemos otra opción que lidiar con la situación, pero estamos preocupados porque los contingentes continúan llegando”, dijo Quintero.

Agregó que el personal médico está atendiendo a los migrantes y que se están tomando precauciones de higiene para evitar la propagación de enfermedades.

El alcalde de la Ciudad de México, José Ramón Amieva, dijo que se espera que lleguen más migrantes hoy y mañana. Añadió que el estadio tiene una capacidad para 5,500 personas.