Tuesday - Sep 18, 2018

Congreso debe pasar el Acta DREAM


por Marvin J. Ramirez

Marvin J. RamirezMarvin J. Ramirez

¿Cuándo los niños son traídos aquí por sus padres cuando ellos eran bebés, deberían ser tratados como ciudadanos de segunda clase­ y humillados cuando ellos crecen siendo que ellos han pensado que eran norteamericanos?

¿Y si el bebé se vuelve un estudiante exitoso, graduado con honores de la escuela secundaria, pero hasta cuando él o ella están listos a ir a la universidad, se les dice que no puede seguir con su objetivo educativo porque no es realmente un ciudadano estadounidense?

Yo me moriría si hubiera sido mi caso. Por suerte, soy ciudadano estadounidense y puedo conseguir toda la educación que necesito o quisiera alcanzar.

Pero no es lo mismo para aquellos pobres jóvenes que toda su vida creyeron que eran de aquí y nunca cuestionaron su status humano. Debe estar bastante triste.

Hay miles de latinos joven que son brillantes y darían el mejor de su talento a esta “su” nación, que ahora tiene que ir al extranjero para conseguir gente inteligente y culta para trabajar aquí, porque los Estados Unidos no tienen bastantes sesos nacionales para avanzar la tecnología y la ciencia que necesita una superpotencia.

El Acta DREAM será ofrecida por el Senador Durbin (D-IL) como una enmienda a la propuesta de ley de Autorización de Defensa que el Senado considerará esta semana.

El Acta de Desarrollo, Alivio y Educación para los Menores Extranjeros (llamada el Acta DREAM) es una propuesta que ha sido introducida varias veces en el Congreso de los Estados Unidos que proporcionaría un camino a la ciudadanía para estudiantes inmigrantes. El Acta DREAM también abrogaría la Sección 505 de la Reforma de Inmigración Ilegal y el Acto de Responsabilidad Inmigrante de 1996, que actualmente requiere que los estados ofrezcan matrícula a precios residente a todos los ciudadanos estadounidenses a fin de ofrecerles a los estudiantes inmigrantes.

El Acta DREAM proporcionaría un camino a la legalidad para personas traídas ilegalmente a los Estados Unidos por sus padres o guardas cuando eran niños, o cuyos padres intentaron inmigrar legalmente, pero les fue negada la legalidad después de varios años en la aplicación, y cuyos niños así heredaron su estado legal únicamente de sus padres (el niño que también se convierte en indocumentado por la negación al padre).

Para calificar, el estudiante inmigrante tendría que llenar ciertos requisitos como:

  • Prueba de haber llegado a los Estados Unidos a la edad de 15 años o más joven.
  • Prueba de residencia en los Estados Unidos por los menos cinco (5) años consecutivos desde su fecha de llegada.
  • Haberse graduado de una escuela secundaria estadounidense u obtenido un GED.
  • “Carácter moral bueno,” esencialmente definido como la ausencia de antecedentes penales signifi cativos (o cualquier convicción de drogas).

Queridos Congresistas, Senadores, además de ser una ley que sirve a la justicia, el Acta DREAM proporcionará cerebros locales para nuestro país. Todos estos hombres y mujeres jóvenes quieren que se les permita estudiar a beneficio de todos nosotros. Ellos no cruzaron la frontera ilegalmente por opción propia. Perdóneles y perdónese todos aquellos que se oponen, pues parecen ser gente mala.